Slideshow image Slideshow image Slideshow image Slideshow image
Calendario
Torneos Recientes
Resultados
Puntos y rankings
Menú principal
Estatutos y Reglamentos > Reglamento del Bridge Duplicado y Normas AEB

VIII.- NORMAS ÉTICAS

 

Artículo 72.- Principios generales

 

A.-Observancia del Reglamento: Los torneos del bridge duplicado deberían ser jugados en estricta conformidad con el Reglamento. El objetivo principal es obtener una puntuación superior a la de los demás participantes cumpliendo al mismo tiempo con los procedimientos y estándares éticos establecidos en este Reglamento.

(Nota de la AEB: En todos los torneos homologados por la AEB le serán de aplicación todas sus normas).

B.- Infracciones del Reglamento

1.       Un jugador no debe infringir intencionadamente una norma del Reglamento, aunque esté dispuesto a aceptar la rectificación correspondiente.

2.       No existe obligación de llamar la atención sobre una infracción de la normativa cometida por el propio bando (pero ver el Artículo 20F sobre errores de explicación y ver los Artículo 62A y 79A2).

3.       Un jugador no debe intentar ocultar una infracción, por ejemplo, repitiendo un renuncio, ocultando una carta que interviene en un renuncio o mezclando las cartas prematuramente.

 

Artículo 73.- Comunicación entre compañeros

 

A.- Comunicación correcta entre los compañeros

1.       Las comunicación entre los compañeros durante la subasta y el carteo se efectuará sólo a través de voces y jugadas.

2.       Voces y jugadas se deberían efectuar sin énfasis, matiz o inflexiones de voz indebidas y sin titubeos o rapidez indebida. Pero la Autoridad Reguladora puede imponer pausas obligatorias, como en la primera ronda de la subasta, o después del aviso de una declaración con salto, o en la primera baza.

  • La AEB mantiene la obligación del uso del “stop”.
  • Tras producirse la salida inicial el declarante no debería jugar la carta del muerto hasta pasados unos momentos, para que el oponente de su derecha pueda pensar la carta que jugará sin que una duda suya pueda transmitir información no autorizada.

B.- Comunicación inapropiada entre los compañeros:

1.       Los compañeros no pueden comunicarse mediante medios tales como la forma en que efectúan sus voces o jugadas, observaciones o gestos inapropiados, preguntas formuladas o no formuladas a los oponentes o alertas y explicaciones dadas o no dadas a ellos.

2.       La infracción más grave que puede cometer una pareja es el intercambio de información a través de métodos de comunicación acordados diferentes a los permitidos por este Reglamento.

C.- Un jugador recibe del compañero una información no autorizada: Si un jugador dispone de una información no autorizada proporcionada por su compañero, -por ejemplo a través de: un comentario, pregunta, explicación, gesto, conducta, énfasis indebido, tono, titubeo o rapidez, una alerta no esperada, es decir, no esperada en relación con la justificación para hacerla, u omisión de alertar-, evitará cuidadosamente obtener cualquier ventaja que le pueda proporcionar dicha información no autorizada.

D.- Variaciones del ritmo y de la forma

1.       Es aconsejable, aunque no siempre obligatorio, que los jugadores mantengan un ritmo y forma constantes. Sin embargo, los jugadores deben ser especialmente cuidadosos si las variaciones del ritmo o conducta pueden beneficiar a su bando. Por otra parte, variar sin intención el ritmo o la manera en que se efectúa una voz o jugada no es en sí una infracción. Las inferencias derivadas de estas variaciones sólo pueden ser deducidas por un oponente, y ello, a su propio riesgo.

2.       Un jugador no puede intentar engañar confundir a un oponente mediante medios tales como un comentario o gesto, lentitud o rapidez de una voz o jugada (como “pensando” antes de jugar con una sola carta del palo), el modo en que se efectúa una voz o jugada, o por cualquier alteración intencional del procedimiento correcto.

E.- Engaño: Es correcto que un jugador intente engañar a un oponente a través de sus voces o jugadas (siempre y cuando este engaño no esté protegido por entendimientos ocultos o basados en la experiencia de los compañeros).

F.- Incumplimiento de estas condiciones: Cuando un incumplimiento de las normas de conducta apropiada descritas en este Artículo causa perjuicio al bando inocente, si el Árbitro determina que un jugador inocente obtuvo inferencias erróneas de un comentario, conducta, ritmo, u otra acción similar, de un oponente que no tenía, en términos de bridge, una razón evidente para cometer esta acción, y que en el momento de efectuarla podía haber sabido que dicha acción podría redundar en su beneficio, el Árbitro ajustará la puntuación (ver el Artículo 12C).

 

Artículo 74.- Comportamiento y etiqueta

 

A.- Actitud correcta

1.       Los jugadores deberían mantener en todo momento, una actitud cortés.

2.       Los jugadores deberían evitar cualquier observación o acción que pueda molestar o alterar a otro jugador, o que perturbe el disfrute del juego.

3.       Todos los jugadores deberían seguir un procedimiento uniforme y correcto cuando subastan y cartean.

B.- Etiqueta: Por principios de cortesía los jugadores deberían abstenerse de:

1.       No prestar atención al juego.

2.       Hacer comentarios innecesarios durante la subasta y carteo.

3.       Preparar una carta antes de que sea su turno de jugar.

4.       Prolongar el carteo innecesariamente (como siguiendo con el carteo aun sabiendo que todas las bazas son suyas) con el objetivo de desconcentrar al oponente.

5.       Llamar al Árbitro dirigiéndose a él o a otros participantes, de una manera descortés.

C.- Infracciones de forma o procedimiento: Estos son algunos ejemplos de infracción al procedimiento:

1.       Utilizar diferentes denominaciones para la misma voz.

2.       Indicar aprobación o repulsa de una voz o jugada.

3.       Indicar la expectativa o la intención de ganar o perder una baza, que no se ha completado.

4.       Hacer comentarios o actuaciones durante la subasta o carteo para llamar la atención sobre circunstancias significativas, o sobre el número de bazas necesarias para ganar.

5.       Mirar intencionadamente a otro jugador durante la subasta o el carteo, o la mano de otro jugador para ver sus cartas o para ver de dónde saca la carta, pero es correcto actuar basándose en la información obtenida si involuntariamente ve la carta de un oponente. (Ver el Artículo 73D2 cuando un jugador puede haber enseñado sus cartas intencionadamente).

6.       Mostrar una ausencia evidente del interés en la partida (como plegando las cartas).

7.       Variar el ritmo normal de la subasta o carteo con el objetivo de desconcentrar a los oponentes.

8.       Abandonar la mesa innecesariamente antes del final de la ronda.

 

Artículo 75.- Explicación errónea o voz equivocada

 

Cuando los oponentes han recibido una explicación equivocada que les lleva a conclusiones erróneas, la responsabilidad de los jugadores (y del Árbitro) queda ilustrada por el siguiente ejemplo: Norte abre de 1ST. Sur, que tiene una mano débil con un palo largo a diamante, subasta 2♦, intentando parar aquí. Sin embargo, Norte explica, a la pregunta de Oeste, que la voz de Sur es artificial e indica una mano fuerte, pidiendo palos mayores.

 

A.- Error que genera la información no autorizada: Independientemente de que la explicación de Norte sea o no una descripción correcta de lo acordado por la pareja, habiendo oído esta explicación, Sur sabe que su voz de 2♦ ha sido malinterpretada. Este conocimiento es una “información no autorizada” (ver el Artículo 16A) y por tanto, Sur debe evitar cualquier ventaja que le puede proporcionar esta información no autorizada (ver el Artículo 73C). (En caso contrario el Árbitro ajustará la puntuación). Por ejemplo, si Norte redeclara 2ST, Sur tiene la información no autorizada de que la voz de Norte niega cuatro cartas en los mayores. Pero su responsabilidad es actuar como si Norte hubiera indicado una mano máxima, invitando a manga frente a una respuesta débil.

B.- Explicación errónea: El acuerdo entre Norte-Sur es que 2♦ es una voz de cierre natural.

El error se produjo en la explicación de Norte. Esta explicación es una infracción, porque Este-Oeste tienen derecho a una descripción correcta de los acuerdos de Norte-Sur (cuando esta infracción perjudique a Este-Oeste, el Árbitro ajustará la puntuación). Si Norte se da cuenta posteriormente de su error debe llamar inmediatamente al Árbitro. Sur no debe hacer nada para corregir la explicación mientras sigue la subasta. Después del paso final, Sur, si es muerto o declarante, debería llamar al Árbitro y corregir la explicación. Si Sur es defensor, llamará al Árbitro y rectificará la explicación cuando termine el carteo.

C. Voz equivocada: El acuerdo entre Norte-Sur es el que describió Norte: 2 diamantes es fuerte y artificial.

El error fue cometido por Sur, dando esta voz con una mano no adecuada. Aquí no hay infracción. Este-Oeste obtuvieron una descripción correcta de los acuerdos de sus oponentes. (Independientemente del perjuicio, el Árbitro permitirá que el resultado se mantenga. Pero, el Árbitro debe suponer que se trata de una explicación errónea, antes que una voz equivocada, si no hay pruebas que muestren lo contrario.) Sur no debe corregir de inmediato la explicación de Norte (ni llamar al Árbitro), ni tampoco tiene la obligación de hacerlo más tarde.

 

Artículo 76.- Espectadores

 

A.- Control

1.       Los espectadores dentro del área de juego están sujetos al control del Árbitro, según se regule en las normas del torneo. (El área de juego incluye todas las zonas de las instalaciones en las que se puede mover un jugador durante la sesión en la que él juega. Esto puede ser más detallado en la normativa)

2.       Las Autoridades Reguladoras y los Organizadores del torneo que faciliten la transmisión electrónica del juego en directo, pueden especificar las condiciones en las que se pueden ver estas transmisiones y definir el comportamiento adecuado de los espectadores. (Un espectador no puede comunicarse con el jugador durante la sesión en la que éste está jugando)

B.- Conducta en la mesa: Un espectador:

1.       No puede mirar la mano de más de un jugador, salvo que esté permitido por la normativa.

2.       No puede mostrar reacción alguna ante la subasta o el carteo de la mano que se está jugando.

3.       Durante una ronda debe abstenerse de hacer gestos o comentarios de ningún tipo y no podrá conversar con ningún jugador.

4.       No puede perturbar a los jugadores.

5.       No puede llamar la atención sobre ningún aspecto del juego.

C.- Participación

1.       Dentro del área de juego un espectador podrá hablar sobre hechos o normas, sólo cuando lo requiera el Árbitro. (El área de juego incluye todas las zonas de las instalaciones en las que se puede mover un jugador durante la sesión en la que él juega. Esto puede ser más detallado en la normativa)

2.       La Autoridad Reguladora y el Organizador del torneo pueden especificar cómo tratar las irregularidades causadas por los espectadores.

D.- Estatus: Salvo que esté especificado por el Árbitro de otro modo, cualquier persona dentro del área de juego, que no sea un jugador o un agente de la Organización del torneo, tiene el estatus del espectador.

 

IX.- PUNTUACIÓN

 

Artículo 77.- Tabla de puntuación del bridge duplicado

 

Ver tabla en el anexo (Nota AEB: Ver también página Web)

 

Artículo 78.- Métodos de puntuación y condiciones de competición

 

A.- Puntuación por Puntos Match (MP): Puntuando por Puntos Match, -(Nota AEB: Método mal llamado “Puntuación por Top integral”)-, se comparan los resultados obtenidos por los diferentes participantes que jugaron el mismo estuche, y se atribuye a cada participante:

  • Dos unidades (puntos match o mitades de puntos match) por cada resultado inferior al suyo.
  • Una unidad por cada resultado igual al suyo.
  • Cero unidades por cada resultado superior al suyo.

B.- Puntuación por Puntos Match Internacionales(IMP): Puntuando por IMP, en cada estuche la diferencia entre los dos resultados comparados se convierte en IMP según la escala que se reproduce en el anexo. (Nota AEB: Ver escala en la Web)

C.- Puntuando por puntos totales: Puntuando por puntos totales, la suma de los puntos totales de todos los estuches de cada participante es su puntuación.

D.- Métodos especiales: Si lo aprueba la Autoridad Reguladora se pueden utilizar otros métodos de puntuación (por ejemplo la conversión a Puntos Victoria). El Organizador del Torneo debería publicar las Condiciones de la Competición con antelación al evento o torneo. Estas deberían especificar las condiciones para inscribirse, método de puntuación, determinación del ganador, desempates, y otra información similar. Las Condiciones no podrán entrar en conflicto con el Reglamento o la normativa y deberán incluir toda la información especificada por la Autoridad Reguladora. Dichas Condiciones deberían estar a disposición de todos los participantes.

 

Normas de la AEB sobre

Puntuación de las manos y sesiones no jugadas

 

Las Bases de la Convocatoria o el Reglamento del Torneo podrán regular estos extremos. De no haberlo hecho, como norma general se siguen estos criterios:

 

A.- Puntuación de manos no jugadas

1.       Por causa justificada: se puntúan por el promedio de la sesión, siempre que las manos no jugadas no superen al 20 % de las de la sesión.

2.       Por alguna causa imputable al jugador, (incluye ausencia por fumar): Puntuación máxima del 40 %

3.       Por alguna causa relacionada con la organización del torneo (comité): Puntuación mínima del 60 %

B.- Puntuación de las sesiones no jugadas

1.       Se asigna el menor promedio entre a) Su promedio sin contar la sesión jugada; b) Su promedio contando que en la sesión no jugada habría hecho un 50%; c) El 53%

2.       Si la sesión no jugada es la última sesión se asigna el peor promedio de la sesión.

 

Artículo 79.- Bazas ganadas

 

A.- Acuerdo sobre el número de bazas ganadas

1.       Los jugadores se pondrán de acuerdo sobre el número de bazas ganadas antes de que sean devueltas las cuatro manos al estuche.

2.       Un jugador no debe aceptar conscientemente ni los puntos por una baza que su bando no ha ganado, ni la concesión de una baza que sus oponentes no podían perder.

B.- Discrepancia en el número de bazas ganadas: Si surge una falta deacuerdo sobre el número de bazas ganadas, se debe llamar al Árbitro, y:

1.       El Árbitro determinará si existió una reclamación o concesión de bazas y, en este caso, aplicará el Artículo 69.

2.       Si no es aplicable el apartado anterior el Árbitro decidirá qué resultado anotar. Si no se llama al Árbitro antes del final de la ronda, él arbitrará conforme al punto C a continuación, o al artículo 87, según el caso, pero no habrá ninguna obligación de aumentar la puntuación de un bando.

C.- Error en la puntuación

1.       Un error en el cálculo o en la introducción del resultado acordado, bien haya sido realizado por un jugador o por un anotador, puede ser corregido antes de que finalice el periodo de corrección, establecido por el Organizador del torneo. Salvo que el Organizador del torneo lo prorrogue*, este periodo de corrección expira 30 minutos después de que el resultado oficial haya sido hecho público para comprobación. (Se puede especificar un periodo de corrección más corto, si lo requiere alguna característica especial del evento)

2.       La normativa puede prever en qué circunstancias, un error en la puntuación puede ser corregido después de que haya expirado el periodo de corrección, si tanto el Árbitro como el Organizador del Torneo, no tienen ninguna duda de que el resultado anotado es incorrecto.

 

Normas de la AEB sobre

Corrección y Reclamación de Anotaciones

 

A.- Incongruencia en las anotaciones.- Ante una anotación incongruente, (4Picas, dobladas, una multa, 50), el árbitro, si ello es posible, consultará a las dos parejas durante la sesión o al final de ella y si ambas están de acuerdo, se corrige. Si no lo están, o si no ha sido posible la consulta, prevalecerá el resultado numérico (en el ejemplo, 50).

B.- Reclamación de las anotaciones.- Ante una anotación congruente, (2Picas, iguales, 110), reclamada por una pareja el árbitro, si ello es posible, consultará a ambas y, si no hay acuerdo, no se cambia el resultado. Caso de haberlo se cambia la marca solo para la pareja que va a ser perjudicada por el cambio, siguiendo el criterio de asignar lo peor para cada pareja.

 

X.- ORGANIZACIÓN Y DIRECCIÓN DE TORNEOS

 

Artículo 80.- Normativa y organización

 

A.- La Autoridad Reguladora

1.       Según este Reglamento la Autoridad Reguladora es:

  1. La Federación Mundial de Bridge, para sus propios torneos y eventos mundiales.
  2. Las Autoridad Zonal respectiva, para torneos y eventos organizados bajo sus auspicios.
  3. La Organización Nacional de Bridge en cuyo territorio se organiza el torneo, para cualquier otro torneo o evento,

2.       La Autoridad Reguladora tiene las responsabilidades y potestades que se especifican en este Reglamento.

3.       La Autoridad Reguladora puede delegar sus poderes (conservando la responsabilidad final de su ejercicio) o puede asignarlos (en cuyo caso deja de ser responsable de su ejercicio).

  • Nota: En España la Autoridad Reguladora es la Asociación Española de Bridge, AEB

B.- El Organizador del torneo

1.       La Autoridad Reguladora puede reconocer a una entidad, denominada “Organizador del torneo”, OT, que, sujeta a las condiciones de la Autoridad Reguladora y de este Reglamento, sea la responsable de la organización y preparación de un torneo o evento. El Organizador del torneo puede delegar sus poderes y obligaciones pero reteniendo la responsabilidad por su realización. La Autoridad Reguladora y el OT pueden ser el mismo ente.

·         Nota: La AEB reconoce y regula la figura del “Organizador del Torneo”, OT. En virtud del punto anterior le delega unas facultades y le exige el cumplimiento de unas obligaciones, todo lo cual re refleja en las notas que se añaden a los siguientes artículos.

·         El Reglamento de Árbitros y Delegados de Torneo crea también la figura intermedia de “Delegado del Torneo”, DT, que suele coincidir con el OT, pero que lo complementa en los casos en que el OT cumple solo una función de patrocinio. Es nombrado por el OT con la aceptación de la AEB y tendrá, entre otras, la especifica función de vigilar que se cumplan las Normas de la AEB y queden reflejadas en las Bases de la Convocatoria y en el folleto de propaganda que se edite. En general debe asesorar al organizador tanto en aspectos técnicos como de organización en sus relaciones con la AEB, así como aceptar una posible delegación del cumplimiento de las mismas por parte de los Organizadores

2.       Las atribuciones y obligaciones del Organizador del torneo incluyen:

  1. Designar al Árbitro. (Nota AEB: El OT, de acuerdo con las normas de la AEB, designará al equipo arbitral que será aceptado por ésta si cumple los requisitos establecidos por ella) (Si no hay un Árbitro designado los jugadores deberían elegir a una persona que asuma su función).
  2. Preparar con antelación todo lo necesario para el torneo, incluyendo las salas de juego, equipamiento y todos los demás requisitos logísticos.
  3. Establecer la fecha y el horario de cada sesión.
  4. Establecer las condiciones para la inscripción.
  5. Determinar las condiciones para subasta y carteo, acordes con este Reglamento, junto con otras condiciones especiales (como, por ejemplo, juego con pantallas ya que las normas para la rectificación de una acción no transmitida al otro lado de la pantalla pueden variar).
  6. Anunciar una normativa suplementaria, pero no en conflicto, con este Reglamento.
  7. Gestionar el nombramiento de los asistentes que el Árbitro necesite y  el nombramiento de otro personal que se precise y definir sus obligaciones y responsabilidades.
  8. Organizar las inscripciones, aceptarlas y registrarlas y publicarlas.
  9. Establecer condiciones adecuadas para el juego y anunciarlas a los participantes.
  10. Organizar la recogida de los resultados, el cálculo de puntuaciones, y un acta oficial del registro de las mismas.
  11. Disponer la organización adecuada, para llevar a cabo las apelaciones, según establece el Artículo 93.
  12. Cualesquiera otras potestades y obligaciones otorgadas por este Reglamento.
  • En algunos casos es normal que el Árbitro asuma la responsabilidad de unas o todas las tareas del Organizador del torneo, aquí exigidas.
  • Nota AEB: Todo lo establecido en este artículo y en el siguiente está regulado en los Reglamentos, Normativas y Circulares de la AEB, que pueden consultarse en la página Web oficial, en la sección Información Institucional.

 Artículo 81.- El Árbitro

 

A.- Estatus oficial: El Árbitro es el representante oficial del Organizador del torneo, (pero ver Normas AEB más adelante)

B.- Restricciones y responsabilidades

1.       El Árbitro es responsable para la dirección técnica del torneo in situ. Tiene poderes para solucionar cualquier omisión del Organizador del torneo, (pero ver Normas AEB más adelante).

2.       El Árbitro aplica, y está limitado por, este Reglamento y la normativa suplementaria anunciada bajo la potestad conferida por en este Reglamento.

C.- Obligaciones y poderes del Árbitro: El Árbitro (no los jugadores) tiene la responsabilidad de rectificar las irregularidades y compensar los perjuicios. Las obligaciones y potestades del Árbitro generalmente incluyen lo siguiente:

1.       Mantener la disciplina y asegurar un desarrollo ordenado del juego.

2.       Interpretar y aplicar este Reglamento e informar a los jugadores sobre sus derechos y responsabilidades al respecto.

3.       Rectificar errores o irregularidades de las que obtiene conocimiento de cualquier manera, dentro del periodo de corrección establecido en el Artículo 79C.

4.       Establecer rectificaciones cuando sean aplicables y ejercer los poderes que le otorgan los artículos 90 y 91.

5.       Discrecionalmente, y a solicitud del bando inocente, cancelar, cuando hay razón para ello, una rectificación.

6.       Solucionar discrepancias.

7.       Elevar cualquier cuestión al comité que en su caso corresponda.

8.       Redactar el informe de los resultados para el acta oficial, si lo solicita el Organizador del torneo y tramitar cualquier otro asunto que le haya sido delegado por el Organizador del torneo.

D.- Delegación de las obligaciones: El Árbitro puede delegar cualquiera de sus tareas en los asistentes, pero esto no le libera de la responsabilidad de que sean realizadas correctamente.

 

NORMAS AEB SOBRE

DERECHOS Y OBLIGACIONES

DE LOS ÁRBITROS Y DELEGADOS DE TORNEO

 

A.- Autoridad del árbitro y sus derechos

 

1.       Durante la competición el árbitro es la persona que posee la autoridad máxima sobre los jugadores, sin perjuicio de los derechos que éstos poseen de recurrir al Comité de Apelación.

2.       Los árbitros tienen derecho recibir un trato correcto por parte de los participantes de las pruebas, quienes deben respetar sus decisiones aunque les sean contrarias, pero

  • Los árbitros deberán mantener hacia los jugadores actitudes correctas y explicar con claridad y fundamento sus decisiones.
  • Ante actitudes incorrectas de jugadores los árbitros podrán solicitar amparo al Comité de Árbitros.
  • Las incorrecciones de jugadores con los árbitros serán reflejadas en el Acta de la Prueba, al igual que las incorrecciones de los árbitros con los jugadores.

3.       Junto con el Comité de Apelación de la prueba actuarán en ciertos casos como delegados del Comité Nacional de Competición, y deben hacer cumplir a los jugadores las normas que establezca la AEB y el Organizador del Torneo.

4.       En concreto los árbitros deben conocer y aplicar lo establecido en los capítulos III y IV del Reglamento de las Pruebas y Competiciones referente a Apelaciones y Recursos y en los artículos 1A6 y 1A7 del Reglamento sobre la Práctica del Juego

5.       Los árbitros tienen la obligación genérica de conocer, cumplir y hacer cumplir el Reglamento del Bridge Duplicado y los Estatutos, Reglamentos y Normativas que elabore la AEB.

6.       La función del árbitro no termina con la confección de la clasificación, sino con el cumplimiento íntegro de las normas aprobadas por la AEB, (como es el envío y subida a la Web de las clasificaciones.)

7.       Tienen la específica función de informar y asesorar al Organizador de los Reglamentos y Normas vigentes y vigilar que éstas se cumplan

8.       Los árbitros deberán anunciar a los jugadores los derechos que les asisten de recurrir sus decisiones al Comité de Apelación si consideran que no son adecuadas.

9.       Igualmente de su derecho de poner en conocimiento del Comité de Árbitros los comportamientos arbitrales que consideren inadecuados.

 

B.- Obligaciones en la preparación y en el inicio de la competición

 

1.       Confeccionar, por delegación en su caso del Comité de Competición, las normas específicas de la prueba que pueda fijar el Organizador del Torneo dentro de los márgenes establecidos por los Reglamentos y Normas de la AEB.

2.       Vigilar que las Bases de la Convocatoria del Torneo plasmadas en el folleto de propaganda que edite el Organizador cumplen las Normas de la AEB y, en concreto, deberán cerciorarse que en dicho folleto se tratan, entre otros, los siguientes puntos, que podrán ser actualizados por posteriores circulares del Comité de Árbitros:

·         La cuantía de los premios, expresando con claridad si estos se mantendrán independientemente del número de participantes o si podrá existir reducción de los mismos, en qué casos y en qué cuantía.

·         Los criterios sobre el reaparto de premios y si estos son o no acumulables.

·         Si la participación está abierta a cualquier jugador o si posee alguna limitación.

·         El sobre precio que deberán satisfacer por su inscripción los jugadores sin licencia de la AEB, en el caso de que esto se autorice, que supondrá al menos el 40% de la inscripción.

·         La necesidad de inscribirse previamente y el sobreprecio por inscribirse al comienzo del torneo o la bonificación por inscribirse con antelación, caso de que se establezca.

3.       Aconsejar a los Organizadores sobre los criterios para la asignación de premios, tratando de fomentar la participación de jugadores locales y de jugadores de base.

4.       Confeccionar la Hoja Informativa y otros documentos que establezcan en las Circulares enviadas a los árbitros y subidas a la Web.

5.       Procurarse el censo actualizado de jugadores federados con todos sus datos federativos.

6.       Al inicio de la competición los Directores de Torneo deberán hacer, en forma verbal o escrita, las oportunas advertencias a los jugadores sobre los temas relacionados con su participación en la competición, deberán dar a conocer la composición del Comité de Apelación de la Prueba, que será nombrado de acuerdo con lo dispuesto en los Reglamentos de la AEB y deberán hacer, en forma verbal o escrita, las oportunas advertencias a los jugadores sobre los temas técnicos relacionados con el Desarrollo del Juego.

7.       Los Delegados de Torneo podrán expedir en el momento, a las personas que lo soliciten, la licencia de jugador. Solo los que antes del inicio del torneo estén en posesión de la licencia podrán optar a los premios federativos.

 

C.- Obligaciones al final de la competición

 

1.       Establecer la Clasificación final del torneo.

2.       Proceder a la asignación de premios de acuerdo con las normas establecidas en la Convocatoria de la Prueba y las fijadas por el Organizador.

3.       Remitir a la AEB por procedimientos informáticos, en formato oficial y dentro del plazo marcado la clasificación de la competición.

4.       Redactar en modelo oficial el Acta de la Prueba y la remitirán a la AEB en la forma y plazos establecidos.

5.       Cumplimentar los requisitos informáticos de información de subida a la Web de las Clasificaciones y Hojas de Ruta y otros datos en la forma establecida por las normas de la AEB. Estos datos deben subirse a la Web desde el mismo local de juego en cuanto la clasificación sea definitiva.

6.       Los Delegados de Torneo procederán por delegación del Organizador de la prueba a la liquidación económica y de cánones de la misma.

 

Normas complementarias para la aplicación del Reglamento

 

Dado que muchas de estas Normas pueden ser coyunturales, no se reproducen, pero figuran actualizadas en la Web oficial de la AEB / Información Institucional / Circulares a Árbitros y Directores de Torneo y los árbitros deben conocerlas y aplicarlas.

 

NORMAS AEB SOBRE

DERECHOS Y OBLIGACIONES DE LOS JUGADORES

 

A.- Los jugadores tienen derecho a:

 

1.       Conocer las Convenciones de Subasta y el Sistema de Salidas y Señales que utilizan sus adversarios. (Ver artículo 40 sobre “Los entendimientos entre compañeros” y las Normas AEB sobre Voces y Alertas)

2.       Recurrir ante el Comité de Apelación de la prueba, en la forma reglamentariamente establecida, -en modelo oficial, a través del Director y depositando una fianza-, las decisiones arbitrales con las que no estén de acuerdo, pero,

  • Tienen la obligación de aceptar sus decisiones tanto en lo referente a la resolución de la incidencia como a la devolución o no de la fianza. (Ésta podrá no ser devuelta en todo o en parte si el Comité considera infundada, abusiva o malintencionada la reclamación presentada, si bien a la hora de decidir la retención de la fianza se tendrá en consideración el nivel del jugador reclamante, siendo más exigente con los jugadores de categorías superiores)

3.       Solicitar que su queja conste en el Acta de la prueba, si piensa fundadamente que el árbitro ha actuado de forma incorrecta o arbitraria, y a reclamar del árbitro que haga constar en el acta las incidencias producidas y sus circunstancias y desenlace, pero,

  • El uso abusivo o malintencionado de los derechos anteriores podrá ser penalizado por la AEB.

4.       Poner en conocimiento de la AEB si se han incumplido algunas de las normas establecidas por la AEB o por las Bases del Torneo, (categoría del torneo, asignación de premios, modificación de su cuantía sin previo aviso, uso del tabaco, etc.)

5.       Exigir del arbitro que razone su resolución sobre las incidencias presentadas, pero

  • Respetar sin discusión las decisiones arbitrales, aunque sean contrarias, y si discrepan de su decisión tienen el recurso de acudir al Comité de Apelación.
  • Mantener hacia los árbitros actitudes respetuosas y correctas.

Ø      Las incorrecciones de jugadores con los árbitros serán reflejadas en el Acta de la Prueba, al igual que las incorrecciones de los árbitros con los jugadores.

 

B.- En lo referente a la participación de jugadores sin licencia AEB

 

1.       Para participar en cualquier torneo homologado por la AEB es necesario estar en posesión de la licencia federativa expedida por la AEB o por cualquier otra NBO, Organización Nacional de Bridge reconocida por la WBF, aunque en este caso estos jugadores no podrán optar a los premios basados en datos federativos.

2.       Transitoriamente, y hasta que la Junta Directiva de la AEB no lo resuelva, se admitirán inscripciones a jugadores sin posesión de la licencia con un sobreprecia en la inscripción de al menos el 40 %

3.       Solo podrán aspirar a los premios por categorías, caso de que existan, los jugadores que posean licencia federativa en vigor antes del comienzo del torneo. Los Delegados de Torneo podrán expedir en el momento, a las personas que lo soliciten, la licencia de jugador siempre que se cumplimenten la solicitud en modelo oficial

 

C.- En lo referente al tabaco

 

Esta absolutamente prohibido fumar en la sala de juego. Los jugadores tienen la obligación de estar sentados en la mesa. Si un jugador tiene la necesidad de ausentarse de la sala por cualquier causa justificada:

·         Debe ser siempre el declarante, y no los adversarios, los que manejen las cartas del muerto.

·         No deben hablar con otros jugadores que no sean su pareja. Si se inicia una ronda y un jugador no está sentado los adversarios deberían llamar al árbitro y comunicarlo y se les pide que cumplan con esta obligación en beneficio de todos

 

Artículo 82.- Rectificación de errores del procedimiento

 

A.- Obligaciones del Árbitro: Es responsabilidad del Árbitro rectificar errores de procedimiento y mantener el desarrollo del juego de acuerdo con lo que establece este Reglamento.

B.- Rectificación de los errores: Para rectificar un error del procedimiento el Árbitro puede:

1.       Ajustar la puntuación tal y como lo permite el Reglamento.

2.       Requerir, posponer o cancelar el juego de un estuche.

3.       Ejercer cualquier otro poder que le otorgue este Reglamento.

C.- Errores del Árbitro: Si después de adoptar una decisión el Árbitro se da cuenta de que su arbitraje no fue correcto, y si ninguna rectificación permite que el estuche se puntúe de una manera normal, el Árbitro ajustará la puntuación considerando a los efectos a los dos bandos como inocentes.

 

Artículo 83.- Notificación del derecho a apelar

 

Si el Árbitro considera susceptible de revisión alguna decisión adoptada sobre cuestiones normativas o en el ejercicio de sus poderes discrecionales debe informar a los participantes de su derecho a apelar o puede remitir el asunto al comité apropiado.

 

·         Nota AEB sobre Apelaciones y Recursos: Se tramitarán de acuerdo con lo establecido en los capítulos III y IV del Reglamento de las Pruebas y Competiciones y en los artículos 1A6 y 1A7 del Reglamento sobre la Práctica del Juego, normas que los árbitros deben conocer y aplicar.

 

Artículo 84.- Resoluciones ante hechos no cuestionados

 

Cuando se haya llamado al Árbitro para que tome una decisión sobre una cuestión del Reglamento o de sus normas complementarias, si los dos bandos están de acuerdo sobre los hechos, actuará de la siguiente manera:

A.- No hay rectificación: Si la reglamentación no previene ninguna rectificación, y el Árbitro no considera oportuno hacer uso de sus poderes discrecionales, el Árbitro ordenará que los jugadores continúen con la subasta y carteo.

B.- El Reglamento establece una rectificación: Si se trata de un caso claramente incluido en un Artículo, que establece una rectificación por la irregularidad, el Árbitro determina la rectificación y asegura su cumplimiento.

C.- Opciones de los jugadores. Si el Reglamento ofrece alternativas al jugador para elegir la rectificación, el Árbitro explicará las opciones y verificará que se elige y lleva a cabo una de ellas.

D.- Opciones del Árbitro: El Árbitro buscará la manera de restablecer la equidad debiendo resolver en caso de duda, a favor del bando no infractor. Si considera que es probable que el bando inocente ha sido perjudicado debido a una irregularidad para la cual este Reglamento no provee rectificación, ajustará la puntuación (ver el Artículo 12).

 

Artículo 85.- Resoluciones ante hechos cuestionados

 

Cuando se ha llamado al Árbitro para que tome una decisión sobre una cuestión del Reglamento o normativa, en la que los dos bandos no están de acuerdo sobre los hechos, procederá de la siguiente manera:

A.- Evaluación del Árbitro

1.       Para determinar los hechos el Árbitro basará su criterio en el equilibrio de las probabilidades, es decir, ponderando las evidencias que pueda reunir.

2.       Si el Árbitro considera que ha establecido satisfactoriamente los hechos, procederá según el Artículo 84.

B.- Hechos no establecidos: Si el Árbitro no puede determinar los hechos de una manera convincente, adoptará una resolución que permita la continuación del juego.

 

Artículo 86.- Corrección en el juego por equipos o similar

 

A.- Puntuación media cuando se puntúa por IMP: Cuando el Árbitro decida establecer una puntuación ajustada artificial, media positiva o media negativa puntuando por IMP, esta puntuación es +3 IMP o -3 IMP respectivamente. El Organizador de torneo puede modificar este ajuste si lo aprueba la Autoridad Reguladora.

B.- Ajustes no compensados en fases eliminatorias: Si el Árbitro establece una puntuación ajustada desequilibrada (ver el Artículo 12C) en la fase eliminatoria de un torneo, el resultado de este estuche para cada participante se calcula por separado. A cada participante le será atribuido el valor medio de las dos puntuaciones.

C.- Sustitución de un estuche: El Árbitro no ejercerá la facultad que le otorga el Artículo 6, de ordenar un nuevo reparto de un estuche, cuando el resultado del match sin este estuche pueda ser conocido por un participante. En su lugar, ajustará la puntuación.

D.- Resultado obtenido en la otra mesa: Jugando por equipos, si el Árbitro ajusta una puntuación (excluyendo cualquier ajuste originado de la aplicación del Artículo 6D2), y se ha producido el resultado de los mismos participantes en la otra mesa, el Árbitro puede asignar la una puntuación ajustada en IMP o en puntos totales, y debería hacerlo así si la puntuación resulta favorable para el bando inocente. (Si ya han empezado a jugar el estuche los mismos participantes en la otra mesa, se puede dejar terminar la mano)

 

Artículo 87.- Estuche alterado

 

A.- Definición: Un estuche se considera “alterado” si el Árbitro descubre que una carta (o más de una) estaban mal colocadas dentro del estuche, o si determina que el dador o la vulnerabilidad son diferentes entre las copias del mismo estuche. De esta forma los participantes que deberían comparar sus resultados no jugarán por lo tanto el estuche en condiciones idénticas.

B.- Puntuación: Para puntuar un estuche alterado el Árbitro determinará, lo más aproximadamente posible, qué resultados se obtuvieron de forma correcta, y cuáles de forma(s) cambiada(s). En base a esto dividirá los resultados en grupos y puntuará cada grupo por separado, conforme a lo establecido en la normativa del torneo. (En ausencia de la normativa correspondiente el Árbitro elegirá y anunciará su propio método)

 

Artículo 88.- Puntos por compensación

 

Ver artículo 12C2

 

Artículo 89.- Rectificación en eventos individuales

 

Ver artículo 12C3

 

Artículo 90.- Penalizaciones por infracciones de forma

 

A.- Facultades del Árbitro: El Árbitro, además de aplicar las rectificaciones establecidas en este Reglamento, puede imponer penalidades de procedimiento por cualquier incorrección que, indebidamente,  obstruya o demore el juego, provoque molestias a otros competidores, vulnere el procedimiento correcto o de lugar a que haya que imponer una puntuación ajustada en otra mesa.

B.- Infracciones sujetas a penalidad de procedimiento: Con carácter indicativo, pero no limitativo, se señalan los siguientes:

1.       Llegada de un participante después de la hora establecida para el comienzo.

2.       Juego indebidamente lento de un participante.

3.       Discusión sobre la subasta, el juego o el resultado de una mano, de modo que se pueda oír en otra mesa.

4.       Comparación no autorizada de puntuaciones con otros participantes.

5.       Tocar o manipular cartas pertenecientes a otro jugador (ver artículo 7)

6.       Colocación de una o más cartas en un bolsillo equivocado del estuche.

7.       Incurrir en errores de procedimiento que hagan preciso imponer una puntuación ajustada a cualquier participante, tales como no contar las cartas en una mano, jugar un estuche equivocado, etc.

8.       Omisión de cumplir con diligencia los reglamentos del torneo o las instrucciones del Director.

 

Artículo 91.- Penalización o suspensión

 

A.- Derecho a penalizar: Para cumplir con su obligación de mantener el orden y la disciplina, el Árbitro está expresamente autorizado a imponer sanciones disciplinarias en puntos, o a suspender la participación de uno o más contendientes durante la totalidad o parte de la sesión en curso. Bajo lo aquí establecido, esta decisión será final y no podrá ser revocada por un Comité de Apelación (ver Artículo 93B3)

·         Nota AEB: Que no pueda ser revocada a efectos de la clasificación en la prueba no implica que no pueda ser denunciada por la vía administrativa o disciplinaria

B.- Derecho a descalificar: Sujeto a la aprobación del Organizador del Torneo, el Árbitro está expresamente facultado para descalificar por causa justificada a cualquier participante.

 

XI.- APELACIONES Y RECURSOS

 

Artículo 92.- Derecho a apelar

 

A.- Derecho de los participantes: Los jugadores o su capitán pueden solicitar una revisión de la resolución adoptada en su mesa por el Árbitro. Si una apelación de este tipo se considera infundada puede estar sujeta a sanción regulada por una normativa.

B.- Plazo para apelar: El derecho a la apelación o al requerimiento de una decisión del Árbitro expira 30 minutos después de que el resultado oficial haya sido publicado para su comprobación, salvo que se haya especificado un intervalo de tiempo diferente por el Organizador del Torneo.

C.- Forma: Toda apelación se interpondrá a través del Árbitro.

D.- Conformidad de los reclamantes: No se tratará una reclamación salvo que:

1.       En eventos por parejas ambos miembros del bando apelen conjuntamente. (en un evento individual un reclamante no necesita la conformidad de su compañero).

2.       En un evento por equipos el capitán del equipo está de acuerdo con la apelación.

 

Artículo 93.- Procedimiento de apelación

 

A.- Caso de no existir Comité de Apelación: El Árbitro Director responsable oirá y resolverá todas las apelaciones cuando no haya Comité de Apelaciones, (ni ningún otro procedimiento alternativo según el artículo 80B2k), o cuando éste no pueda actuar sin perturbar el desarrollo normal del torneo.

B.- Caso de existir Comité de Apelación y estar éste disponible:

1.       El Árbitro Director escuchará y resolverá sobre aquellos los aspectos de la apelación relacionados solamente con el Reglamento y las normativas. Su decisión puede ser apelable ante el Comité.

2.       El Árbitro Director remitirá todas las demás apelaciones al Comité para su oportuna resolución.

3.       Para proceder a su resolución, el Comité puede ejercer todos los poderes que este Reglamento atribuye al Árbitro, con la excepción de que el Comité no puede anular la decisión del Árbitro Director en cuestiones de reglamentación y normativa ni  en el ejercicio de sus poderes disciplinarios del artículo 91. (El Comité puede recomendar al Árbitro Director que modifique su decisión)

C.- Posibilidades adicionales de apelación:

1.       1.   La Autoridad Reguladora puede establecer procedimientos para apelaciones adicionales, una vez agotados los recursos antes expuestos. Si una apelación de este tipo se considera infundada puede estar sujeta a sanción regulada por una normativa.

2.       El Árbitro Director o el Comité de apelación pueden remitir el asunto para que lo examine la Autoridad Reguladora, que tiene potestad para resolver finalmente cualquier asunto.

3.        (a) No obstante lo dispuesto en 1 y 2, si la Autoridad Reguladora lo considera necesario para el desarrollo del Torneo, puede asignar la responsabilidad definitiva sobre las reclamaciones al Comité de Apelaciones del torneo. En este caso su resolución es definitiva y vincula a todas las partes.

  • Nota AEB: Aunque la resolución de cualquier reclamación de alguna de las partes implicadas en una prueba corresponde al Comité de Competición, de acuerdo con el Reglamento de las Pruebas y Competiciones, capítulo III apartado 1, cuando por razones de urgencia para la buena marcha del torneo se deba dar una solución inmediata y no se pudiera reunir el Comité de Competición, éste tiene delegadas estas facultades en los Comités de Apelación de las pruebas, a quienes deberá el árbitro deberá tramitar la correspondiente reclamación. Ver (Web oficial de la AEB / Información Institucional / Circulares a Árbitros y Directores de Torneo) circular sobre “Resolución de Incidencias” donde se trata sobre el procedimiento para la resolución de las reclamaciones sobre decisiones arbitrales, sobre cómo se debe actuar en el recurso sobre decisiones arbitrales y sobre cómo se debe actuar en el recurso sobre otras incidencias.

(b) Previa notificación a los participantes, la Autoridad Reguladora puede autorizar la omisión o la modificación de las fases del proceso de apelación descritas en este Reglamento en el sentido que desee (y es responsable de asegurar el cumplimiento de cualquier normativa nacional que pueda afectar a su actuación)

 

Notas de la AEB

·         El Capitulo IX del Reglamento de Disciplina que trata sobre el procedimiento disciplinario de urgencia por el cual el Director del Torneo y el Comité de Apelación de la prueba ejercen la potestad disciplinaria durante el desarrollo de las pruebas o competiciones, de forma inmediata, previene una forma diferente para el proceso de apelación. En ausencia de esta circunstancia el proceso de apelación se regirá por lo dispuesto en el Código de Prácticas de los Comités de Apelación aprobado por la AEB.

·         Sobre los Procesos de Apelación, ver el Reglamento sobre la Práctica del Juego, parte 1, apartados B, que trata de los Procedimientos de apelación, D, que trata sobre los procedimientos de audiencia y decisión del Comité de Apelación y el Reglamento de las Pruebas y Competiciones, capítulo III, que trata sobre las Apelaciones y Recursos. (Estos Reglamentos se pueden consultar en la Web de la AEB)

·         Sobre el Procedimiento para la designación de los Comités de Apelación, ver el Reglamento sobre la Práctica del Juego, en su parte 1, apartados C.

·         Sobre la intervención arbitral en los Proceso de Apelación: Los árbitros tienen que conocer el contenido de las anteriores normas y, en su caso, explicarlas a los jugadores y/o a los miembros de los Comités de Apelación.

Asociación Española de Bridge. C/ Príncipe de Vergara 56, Bajo Puerta 7. Teléfono: 91 446 83 22 | email: aebridge@aebridge.com